Los Rostros de Belmez

En Bélmez de la Moraleda, pueblo ubicado en la provincia de Jaén España, ocurrió lo que el parapsicólogo alemán Hans Bender consideró el fenómeno sobrenatural más importante de Europa: el 23 de agosto de 1971 apareció, en el piso de la cocina de una casa con domicilio en la calle Rodríguez Aroca 5, la imagen de un rostro. A los pocos días iban apareciendo varios más, semejantes a los de los frescos del arte bizantino, con ojos grandes y actitud inexpresiva.

Hubo un intento inmediato por borrarlos, los habitantes de la casa ayudados por sus vecinos trataron con todos los medios posibles deshacerse de ellos pero no pudieron hacerlo. La noticia corrió por el país y pronto acudieron al lugar expertos en fenómenos sobrenaturales. El principal desafío para ellos fue llegar a un acuerdo si las apariciones eran reales o se trataba de un fraude.

Germán de Argumosa, un parapsicólogo del grupo investigador, consideró que las apariciones eran producto de la energía psíquica liberada por María Gómez Cámara, la señora de la casa, al reaccionar con el hollín y la grasa de la cocina. Un hecho que respaldaba la hipótesis es que cuando ella estuvo en el hospital, los rostros desaparecieron provisionalmente.

Desde entonces empezaron a aparecer miles en distintas habitaciones de la casa; algunos se transformaron en cruces, torsos femeninos desnudos y caras de animales.

En 1989 un comité especial de la Asociación Parapsicológica de Cádiz registró fotográficamente las imágenes. Al año siguiente un equipo de investigación de esa clase de fenómenos, encabezado por el jesuita José María Pilón, quien siguió con la investigación no logro descubrir truco alguno. El Consejo Superior de Investigación Científica de España no halló rastros de pigmentos o pinturas.

Los escépticos argumentan que no es más que un fraude, que las manchas fueron creadas de formas naturales, y la gente ha sido quien les da la forma deseada, hay quienes afirman también que fueron pintados por la familia y después los investigadores de lo paranormal agregaron más para fundamentar el hecho.

Los Rostros de Belmez

Pero lo que nadie ha podido explicar es como estos rostros aparecen de un día para otro, en diferentes posiciones, cambiando de forma y lugar, incluso hay quienes afirman haber visto a las figuras moverse, para trasladarse a otro punto.

Más relatos interesantes en: Leyendasycuentosdeterror.com.mx

{ 0 comments… add one }

Leave a Comment