Leyenda del niño demente

La leyenda dice que una mujer que estaba a punto de recibirse de asistente social decidió realizar sus prácticas profesionales en un manicomio conocido de las afueras de la ciudad, en donde los administradores del mismo le asignaron la área 1, la cual está orientada a los dementes que muestran un bajo nivel de agresividad, como así también cierta capacidad para razonar.

Desde allí esta estudiante de asistencia social comenzó a conocer a los pacientes que se encontraban allí, entre los cuales vio a un niño que la miraba desde abajo de una mesa en la oscuridad. Al acercarse a él vio que estaba terriblemente asustado, y le preguntó qué le sucedía, y éste respondió “el Diablo me está asustando”.

La mujer se fue a buscar el expediente del niño para ver qué enfermedad tenía, y se dio con que era esquizofrénico, por lo que comprendió rápidamente sus alucinaciones.

Al ver nuevamente al niño le preguntó si sus familiares habitualmente lo visitaban, y éste respondió que únicamente la madre era quien lo visitaba, aunque no le gustaba que vaya, porque el Diablo siempre lo amenazaba con que la iba a matar.

La estudiante intentó tranquilizar al niño diciéndole que Dios era mucho más grande que el Diablo, es por ello que éste nunca iba a triunfar. El niño gritó fuertemente y dijo que eso era lo que menos le gustaba al Diablo lo que digan.

La mujer al llegar a su casa estuvo pensando toda la noche en lo que le había dicho el niño, y en que no había logrado tranquilizarlo antes de irse, es por ello que estaba muy preocupada. Esa noche mientras estaba acostada escuchó un ruido muy fuerte en la cocina, y al llegar allí vio que toda la basura estaba desparramada por el suelo y que se habían caído una gran cantidad de utensilios de cocina dentro de esa habitación, algo que la asustó demasiado, por lo que decidió volver a su cama y comenzó a rezar fuerte, diciendo que Dios era más grande que el Diablo, y siguió sintiendo ruidos fuera de su habitación, los cuales cada vez eran más fuertes. Hasta que en un momento todo se calmó, y logró conciliar el sueño.

Leyenda del niño demente

Al llegar al otro día al manicomio se dio con que el niño se había suicidado con un cordón de su zapatilla alrededor de las cuatro de la mañana, curiosamente a la hora en que ella había escuchado esos ruidos.

{ 4 comments… add one }
  • majooo febrero 27, 2015, 7:22 pm

    Que buenaaaaa

  • juan noviembre 7, 2014, 11:42 am

    que malo ninnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnnatentamente gabi

  • luis fernando ochoa vargas noviembre 1, 2014, 12:00 pm

    esta muy padre

  • samantha lazo octubre 28, 2014, 2:27 pm

    Me gusta

Leave a Comment