Mito de Hela, Diosa del Inframundo

En un lugar donde la niebla es constante, que parece llevar ahí más tiempo que la vida misma pues se cuela por cada rincón y es tan densa que no se puede ni siquiera ver los propios pensamientos, habita una criatura horrenda, un dragón enorme, con alas demoniacas y mirada ardiente, es llamado Níohöggr y es el ser que se encargará de atormentar a todas las almas humanas que hayan quedado en el Niflheim luego del Ragnarök que según la mitología nórdica es la batalla del fin del mundo.

El Niflheim, es el hogar de la niebla, un reino de oscuridad gobernado por Hela la giganta que es la diosa encargada del inframundo (Hel o Helheim) localizado dentro del Nifheim. Ella es hija de Loki, un dios timador conocido como el origen de todo fraude, y de Angrboda, una giganta hechicera proveniente de Jötunheim, el mundo de los gigantes.

Esta giganta guardiana del inframundo posee una belleza espectacular, la mitad superior de su cuerpo impresiona por ser poseedora de la imagen de una mujer hermosa, mientras que la mitad inferior está podrida, en estado de cadáver repleto de olores nauseabundos. Su trono se encuentra debajo de las raíces del Yggdrasil o árbol de la vida, un fresno que unifica los nueve mundos de la mitología.

De acuerdo al mito, cuando un hombre llega al Hel (inframundo), es atacado por la angustia, lo consume y se apodera de él. Pesadas e irrompibles cadenas lo aprisionan, las sirvientas de Hela lo seducen e invitan a seguir hasta llevarlo a una siniestra y brumosa región donde el sol es más bien como un cometa, o aparición, presentándose de forma errática. Frente a la angustiada alma se abre la gran puerta del Hel desde donde pueden apreciarse los altos palacios del reino de Hela, lugar donde irán a parar todos aquellos que mueren sin ningún merito, aquellos que caen en las garras de una enfermedad o de vejez, ya que para los virtuosos el lugar indicado es el Vingólf, para todos aquellos que murieron de manera honorable pero no en batalla, para los fieros guerreros muertos en combate está destinado el Valhalla. Pero no todo estaba ganado al morir luchando, pues si el nombrado héroe había vivido en la maldad y la bajeza durante casi toda su vida, lo espera el lúgubre Niflheim.

Hela, la Diosa de la muerte y el inframundo, esperando para torturar todas aquellas almas de quienes han muerto sin virtud…

Mito de Hela, Diosa del Inframundo

Más relatos interesantes en: Leyendas y cuentos de terror

{ 1 comment… add one }
  • memiya

    Es lo mas extraño que he oido en toda mi vida

Deja un comentario

Siguiente post:

Anterior post:

Leer entrada anterior
Seorimícuaro
Seorimícuaro

Leyenda seorimícuaro Cuenta la leyenda que había un pueblito llamado seorimícuaro en Irlanda del Norte, la población de seorimícuaro era...

Cerrar