Historia de terror el árbol del vampiro

La literatura nos indica que los vampiros son seres mitológicos que provienen principalmente de las regiones de Europa del este. Sin embargo, la gente de los otros cuatro continentes tiene sus propias historias de terror sobre estas criaturas.

Hablemos de un relato que ocurrió en Hunan China. Se dice que a fines del siglo XIX allí vivía un hombre anglosajón que invariablemente vestía de etiqueta. Además portaba un gran sombrero de copa y un bastón de color negro.

Las personas que llegaban a ver su rostro, quedaban estupefactas, ya que aseguran que el tono de su piel era más blanco que la leche, mientras que de su boca se asomaban un par de afilados colmillos.

El horario favorito que tenía este individuo para salir a la calle era a partir de las 11 de la noche, mientras el regreso a su domicilio lo emprendía a más tardar a las tres de la madrugada.

Después de unos cuantos años, un extraño fenómeno comenzó a ocurrir en el pueblo. Varios animales de granja comenzaron a desaparecer, sólo para encontrar sus cadáveres a los pocos días completamente desangrados descansando a la orilla del lago.

– ¿Qué clase de criatura infernal podrá querer la sangre de nuestras bestias? Se preguntaban los granjeros.

A partir de ese momento, varios de ellos montaron guardias nocturnas con el fin de descubrir al ladrón. Finalmente uno de los cuidadores logró dispararle en una pierna a un individuo que trataba de robarse unas ovejas.

De la boca del ladrón salieron chillidos como los de un murciélago, mientras éste trataba de perderse entre los arbustos, iluminado por un profuso manto de estrellas. Tras de sí, iba dejando un gran rastro de sangre.

Sin embargo, ese vital líquido no era del tono habitual que todos conocemos (es decir, rojo) sino más bien de un color violeta.

La persecución continuó hasta que los primeros rayos del sol comenzaron a asomarse. El vampiro trató de taparse las manos y el rostro con su abrigo, pero ya era muy tarde. Su piel albina se tornó verdosa.

Después uno a uno los huesos de su cuerpo comenzaron a asomarse. Lo increíble fue que tanto su vestimenta como su esqueleto quedaron convertidos en cenizas.

Dejaron los restos allí, con la esperanza de que todo aquello se lo llevará el viento. Sin embargo, a la semana siguiente empezó a brotar un árbol de las profundidades de la tierra.

Su corteza era roja y parte de sus hojas tenían espinas. Unas personas trataron de derribarlo, pero dejaban atrás sus intentos al percatarse de que al darle hachazos al tronco, brotaba sangre.

Otros más rodearon el tronco del árbol con una capa de un grueso concreto y en la parte encima colocaron un techo de lámina para evitar que el agua de lluvia lo pudiera alimentar. No obstante, el árbol continúa creciendo con normalidad hasta la fecha.

Las leyendas de terror de oriente expresan que si esto llega a suceder, probablemente se trate del alma del vampiro que poco a poco se está regenerando y al mismo tiempo esperando el momento exacto para emerger de nuevo a la superficie con amplia sed de venganza.

{ 4 comments… add one }
  • lua star

    guao muy buena la historia quisiera tener un correo solo para historias de terror

  • Eduardo Te Cuenta

    Que Sigo Es Xlx

  • Mayeri Balderrama Flores

    Es una historia muy linda

  • Historias de Terror

    Woow! buena historia.
    Me gustan tus historias, seria bueno que tuvieras un feed para que llegaran a mi correo!

Deja un comentario